Press enter to begin your search
Foto cuarto post blog Vella Terra

LA UCLA A FAVOR DE LOS VINOS NATURALES

Un análisis de 74.000 catas a ciegas hecho por críticos profesionales de vino muestra que los vinos “naturales” obtienen puntuaciones más altas que los vinos industriales.

Un nuevo estudio de la UCLA (Universidad de California, Los Ángeles) demuestra que el vino ecológico sabe mejor y, en una investigación anterior muestra que a menudo, también es más barato.

Aunque la mayoría de consumidores siguen siendo reacios a gastar más en vino hecho a partir de uvas orgánicas, el nuevo estudio de investigadores de la UCLA demuestra que en pruebas de sabor a ciegas los catadores profesionales de vino dan calificaciones más altas a vinos ecológicos que a los vinos serializados industriales.

El estudio, publicado en la prestigiosa Journal of Wine Economics, se basa en las críticas y puntuaciones de más de 74.000 vinos de California aparecidas en publicaciones de Wine Advocate, Wine Enthusiast y Wine Spectator. En una escala de 100 puntos estandarizada, los vinos ecológicos obtuvieron un promedio de 4,1 puntos por encima.

“La conclusión es que nos encontramos con que la agricultura ecológica y biodinámica tiene estos pequeños pero significativos efectos positivos sobre la calidad del vino”, dice el autor principal Magali Delmas, economista ambiental y profesor en la Anderson School of Management de UCLA.

Aunque en el trabajo se investigó sólo los vinos de California, el equipo de investigación concluye que los resultados que se pueden aplicar ampliamente en Estados Unidos, ya que California produce el 90 por ciento del vinodel país.

El estudio se centró en los vinos ecológicos, que incluían vino elaborado con uvas procedentes de agricultura ecológica y biodinámica, pero no incluyó un tercer tipo de vino ecológico: el vino orgánico. El vino ecológico no sólo se refiere a cómo se cultivaron las uvas, sino también a cómo se hace el vino. Tal vez debido a que incluso los expertos se apartan de vino estrictamente orgánica, las revistas especializadas sólo tenían vino a partir de uvas orgánicas o granjas biodinámicas en la muestra de 74.000 botellas utilizadas en el estudio.

Delmas cree que el vino orgánico sin conservantes puede ser uno de los “culpables” detrás de la falta de voluntad de los consumidores a pagar más por cualquier tipo de vino ecológico, aunque los productores de vino y los críticos especialistas alaban la excelente calidad del vino hecho a partir de uvas orgánicas y granjas biodinámicas.

Sin embargo, la percepción errónea de que todo el vino ecológico es peor que los industriales serializados se desvanece por completo en este estudio: “es una buena noticia para los consumidores, porque le puede dar vinos de mayor calidad a un precio más bajo”, sostiene Delmas.

El autor del estudio espera que la investigación inspire a los viticultores para mostrar sus vinos ecológicos con más orgullo, y anime a más bodegas a asumir prácticas ambientales. “Un escaso uno por ciento de los vinos en el estudio fueron certificados como respetuosos con el medio, y dos tercios de bodegas con certificación ecológica de California aún siguen sin mostrar los sellos en sus botellas, debido a la confianza del cliente en general, que sigue creyendo que los vinos con etiqueta ecológica son de menor calidad” sostiene Delmas .

“Los productores de vino dicen que es mejor para su calidad” dijo Delmas. “Es un sabor más puro, con más sentido del terruño, porque cada vez que se sustituyan los pesticidas por el trabajo en el campo, por el cuidado de las vides y mejorar la composición del suelo se obtendrá nuevamente toda la vida – los microbios, insectos, abejas y gusanos que se necesitan en la agricultura “.

El estudio también encontró un efecto mayor para el vino tinto que en el vino blanco, con vinos tintos ecológicos ganando 5,6 puntos adicionales, en comparación a los 1,3 puntos para los vinos blancos. Si bien el aumento de los vinos blancos no fue estadísticamente significativo, Delmas sospecha que principalmente refleja el tamaño de la muestra más pequeña para los vinos blancos, y explicó que el estudio sí indica que los vinos blancos también muestran un efecto positivo.

Investigaciones anteriores han demostrado que la motivación para el uso de prácticas ambientales en los viticultores reside siempre en mejorar la calidad de su vino, y que ésta no es la única razón: sobre todo en la agricultura familiar, donde los propietarios planean transferir la propiedad a sus hijos, una motivación clave es proporcionar un medio ambiente más limpio para las generaciones futuras.

Así que alcemos nuestras copas con vinos ecológicos y brindemos porque la ciencia nos demuestra que su sabor es mejor que el de los vinos tratados químicamente.

Podéis leer el estudio completo aquí.

 

Sin comentarios

Sorry, the comment form is closed at this time.

error: No nos robes las imágenes! Gracias
logo-17

Suscribete a nuestro blog

You have Successfully Subscribed!